Blog de finanzas personales

Administrar sus finanzas personales no tiene que ser una tarea desalentadora.
Los Minicreditos Sin Papeleos
13 Sep 2019

Apúntate a Los Minicreditos Sin Papeleos

Los minicreditos sin papeleos son unos productos financieros que, desde que han empezado a ser de uso común entre los consumidores, se han afianzado como muy del agrado de su público potencial.

Ten en cuenta que el mercado del dinero a préstamo cada vez es más competitivo, por lo que los clientes agradecen que se vayan eliminando trámites que consideran superfluos al mismo tiempo que se mantienen unas condiciones favorables para ellos.

Sin embargo, el camino hasta haber podido presentar estos préstamos ha sido complejo. Ha dependido de distintos avatares históricos, pero al final ha sido el cliente el actor más beneficiado por esta evolución. También hemos de destacar la valentía de las entidades alternativas de crédito, que han sabido adaptarse a las nuevas condiciones del mercado y sacar unos productos cada vez más provechosos para su target.

A continuación hacemos un repaso de estos productos financieros. No te pierdas sus características principales.

El contexto del que surgen los minicreditos sin papeleos

A veces hay coyunturas de crisis que pueden ser interpretadas como oportunidades. Suena a tópico, pero en el caso de los minicréditos sin papeleos se ha podido comprobar este efecto virtuoso.

En este aspecto, tenemos que remontarnos a la crisis económica por la que atravesó España en 2008. Esta crisis supuso cambios estructurales en el sector bancario. Se consideró que su dejación de controles sobre los créditos y préstamos concedidos había tenido influencia a la hora de gestar esta crisis. Ten en cuenta que fueron detectados numerosos impagos de las cuotas de devolución de estos productos financieros.

Por consiguiente, como una medida de contraprestación por la ayuda pública para reflotar el sector de la banca, los departamentos de riesgos de sus entidades fueron instados a exigir unos requisitos más estrictos a quienes desearan acceder a su financiación. El objetivo no era otro que el de garantizar que los productos financieros contratados serían devueltos en tiempo y forma.

Aunque en esos momentos no lo sabíamos, estas nuevas medidas se iban a convertir en las principales inductoras de la creación de los minicréditos y otros productos financieros sin papeleos.

¿En qué consiste la gestión de los créditos sin papeleos?

Parece razonable pensar que, si existen, por ejemplo, los minicréditos sin papeleos, se debe a una oposición frente a los minicréditos con papeleos. Efectivamente, estos antagonismos existen entre la práctica totalidad de los productos financieros que ofrecen los bancos convencionales y las entidades de crédito alternativas, respectivamente, en nuestro país.

Te informamos de que los requisitos que los bancos tradicionales siguen pidiendo para demostrar la solvencia a la hora de devolver el dinero prestado se asocian a la presentación de su pertinente documentación acreditativa. Entre estos requisitos, sobresalen las nóminas y los avales, pero también la exclusión de los ficheros de morosos que se han encargado de componer, entre otras organizaciones, ASNEF y RAI.

Por su parte, las entidades alternativas de crédito, las cuales operan mayoritariamente por Internet, van a requerir menos documentos. Y no solo por trabajar online, lo que ya implica que no va a haber que estar pendientes de traer la documentación pertinente, sino sobre todo por el hecho de que se van a exigir menos requisitos.

Menos requisitos significa, en este caso concreto, solo un requisito. Pero nos referimos a un requisito que va a valer para asegurar claramente que el solicitante está en condiciones de devolver el dinero prestado. Se trata de los ingresos regulares. No es precisa una nómina para tener unos ingresos regulares. Esta circunstancia hace que los trabajadores por cuenta propia, que no suelen cobrar mediante nóminas, se conviertan en unos de los principales clientes de estos minicréditos sin papeleos.

Pero falta por explicar la base principal de la eliminación del papeleo, que es la posibilidad de hacer todas las operaciones por Internet. Sigue leyendo.

¿Cómo se tramitan estos productos financieros online?

Vas a tener que registrar un usuario, con su correspondiente contraseña, en la página web. Entrando en ella podrás combinar en el simulador de créditos y préstamos las cantidades de dinero que quieres y el tiempo en el que vas a devolverlas. De este modo podrás saber qué intereses tendrías que pagar por la operación.

Por otro lado, deberás introducir en la web los datos bancarios y personales obligatorios para considerar tu candidatura a recibir el dinero. Los datos bancarios hacen referencia básicamente a los ingresos regulares antes señalados. Los personales tienen que ver los que sirven para reconocerte, que son los que aparecen en el DNI. Entre otras cosas, valen para que quede claro que tienes entre 18 y 65 años, lo que te permite acceder a estos productos de financiación. Aparte, deja constancia también de tu número de teléfono móvil, puesto que se te comunicarán mediante SMS las notificaciones pertinentes acerca del proceso de aprobación o denegación del minicrédito.

Si el algoritmo de la web certifica que eres un perfil económicamente fiable, el dinero llegará a la cuenta corriente que has remitido en cuestión de minutos u horas (en función de la entidad bancaria en la que la tengas y de qué relación laboral mantenga con el proveedor que envía el dinero).

Los beneficios de no tener que enviar documentación

Como entidad intermediaria entre quienes prestan el dinero y quienes lo reciben, en Bonsai Finance nos alegramos de que recibas cumplida información sobre los minicréditos sin papeleos. Te animamos a que tomes nota de las ventajas concretas relativas a que no se exija la presentación de documentos para aprobar un minicrédito. Presta atención:

  • En primer lugar, te ahorras dinero en la realización de fotocopias.
  • Por otro lado, no vas a tener que invertir tiempo ni en ir a hacer las fotocopias ni en llevarlas a las sucursales bancarias, donde tampoco vas a tener que aguantar las largas colas frente a las ventanillas.
  • Podrás gestionar las operaciones cuando creas que es el mejor momento para hacerlas. No tendrás que ceñirte a los horarios de los bancos.
  • Adjuntarás los archivos por Internet de una manera intuitiva.
  • Como no generarás fotocopias, crearás menos contaminación.

En definitiva, los minicreditos sin papeleos son unos productos financieros que eliminan los prescindibles trámites de la documentación física, lo que agiliza sus procesos.