Blog de finanzas personales

Administrar sus finanzas personales no tiene que ser una tarea desalentadora.
Creditos ASNEF Urgentes Cuesta Septiembre
25 Sep 2019

La Cuesta De Septiembre Y Los Creditos ASNEF Urgentes

En el seno de los productos financieros, existe cierto género de préstamos denominados como creditos ASNEF urgentes. Dada su relativa novedad no son excesivamente conocidos. Esto, sumado a su radical diferenciación con respecto a otros empréstitos clásicos, los convierte en una especie de tema que, aunque se ha oído hablar sobre él, nunca se ha profundizado lo suficiente.

Precisamente con el objetivo de informar con claridad y sencillez sobre este tema, trataremos una de las muchas situaciones en las que acceder a esta clase de productos puede ser útil.

La cuesta de septiembre y sus gastos

En la mente de todos, la expresión «cuesta de enero» se asocia automáticamente con gastos, pérdida de ahorros y problemas económicos. Así, tan solo con pensar en ella, vienen a la cabeza agobios, recibos y facturas impagadas.

Pues bien, aunque no sea tan renombrada como la de enero, lo cierto es que también existe la «cuesta de septiembre» y, al igual que la primera, también va acompañada de la necesidad de realizar un desembolso importante de dinero. De hecho, dependiendo de las situaciones familiares, septiembre podrá llegar a ser un mes más asfixiante económicamente incluso que enero. Puede que este sea tu caso.

Los gastos veraniegos

Para comprender el concepto de la cuesta de septiembre, cabe conocer los antecedentes de la misma. Y es que septiembre es un mes que se encuadra inmediatamente después de terminar los meses veraniegos, en los que las vacaciones han supuesto un aumento de los gastos mensuales, superando el presupuesto habitual.

Hayas tenido o no que afrontar el pago de un alquiler vacacional, lo cierto es que este no será el único desembolso estival. Comidas fuera de casa, actividades de ocio para llenar el tiempo libre, la factura de la luz hinchada por el gasto en sistemas de aire acondicionado, gasolina para realizar viajes por carretera…

En definitiva, septiembre será un mes en el que, por el simple hecho de encontrarse tras el verano, los ahorros familiares se encontrarán especialmente diezmados.

El inicio de curso

Sin embargo, lo comentado en el punto anterior no será más que el contexto en el que se sitúa la principal característica de la cuesta de septiembre: el inicio del curso escolar y universitario.

Matrículas, libros de texto, comedores, material escolar y de oficina… Los frentes que hay que afrontar son incalculables. Además, es muy posible que hayas notado que cada año el gasto es aún mayor, y no estarás equivocado, no es una mera percepción personal. Lo cierto es que, desde hace años, los gastos escolares ha ido en aumento así como el importe de las matrículas universitarias.

De hecho, numerosos estudios afirman que, de media, el gasto escolar en España asciende a casi 2000 euros por hijo si se acude a la enseñanza pública, pero a más de 6000 si se acude a la concertada o a la privada. Y esto tan solo en el caso de los colegios, pues si se habla de estudios universitarios estos importes se ven duplicados. En definitiva, una enorme cantidad de dinero.

Remedios para suavizar la cuesta del inicio de curso

Ante esta situación, lo cierto es que puedes tomar ciertas medidas que, si bien no la eliminarán, sí pueden suavizar la cuesta. Se trata de una serie de trucos mediante los cuales el nivel de gasto se reducirá en un porcentaje.

Estos remedios de los que te hablamos son los siguientes:

1- Elaborar un presupuesto que sea realista: este, más que un modo de reducir gastos, es el paso previo indispensable para poder hacerlo. Fundamentalmente, consiste en poner por escrito los gastos cuyo pago se prevé que deberá afrontarse. Si lo haces, deberás apuntarlos todos sin excepción, entendiendo que más valdrá pasarse que quedarse corto, así estarás preparado para la peor situación.

Lo más deseable será contar con ayuda de referencias online, que faciliten conocer en profundidad los precios actuales del mercado.

En todo caso, una vez cuentes con el presupuesto, podrás dar comienzo al ahorro.

2- Eliminar gastos superfluos: observando la relación de gastos del documento del que te hablamos en el punto anterior, deberás establecer una escala de prioridades. En atención a dicha escala, tendrás que diferenciar entre gastos importantes y no importantes o, lo que es lo mismo, gastos prescindibles e imprescindibles.

El grupo de los gastos imprescindibles será fijo, y no podrás modificarlo, pues todos ellos serán necesarios e inevitables. El interés lo tendrás que poner precisamente en el otro grupo, en el de los desembolsos superfluos.

Deberás ordenar, de mayor a menor importancia, dichos gastos prescindibles, de manera que, al acabar, podrás ir eliminando varios de ellos, empezando por el final de la lista.

Cuantos más gastos elimines, mayor será tu ahorro.

3- Comparar precios y comprar con cabeza: este remedio deberás aplicarlo en último lugar, cuando ya hayas filtrado el presupuesto que realizaste inicialmente y únicamente tengas escritos los gastos necesarios y que obligatoriamente tendrás que afrontar.

Y es que ese será el momento de comenzar a comparar. Aunque es una tarea un tanto pesada, valdrá la pena, pues te permitirá bucear en el mercado, encontrando las mejores ofertas. Si buscas cuidadosamente, podrás encontrar productos hasta un 50 % más baratos que el precio que habías indicado en tu presupuesto.

Una vez hecho todo esto, habrás podido observar una reducción considerable de los gastos de la cuesta de septiembre. Sin embargo, aunque haya disminuido el esfuerzo económico que tendrás que realizar, este no habrá desaparecido completamente. Sí o sí, te verás obligado a desembolsar cierta cantidad de dinero que quizá no tengas en ese momento.

Y he aquí el problema: la falta de liquidez.

Los creditos ASNEF urgentes frente a la falta de liquidez

Un crédito ASNEF urgente se caracteriza por multitud de elementos que lo convierten en un producto verdaderamente atractivo cuando te encuentras en un momento de ausencia de liquidez disponible.

La mejor manera de conocer suficientemente los beneficios de este tipo de préstamos inmediatos será a través de su comparación con los empréstitos clásicos, los que conceden las entidades bancarias.

Urgencia y rapidez

Quizá la primera y principal diferencia sea la de la agilidad en la tramitación y concesión. Y es que, si alguna vez has solicitado un préstamo en una entidad bancaria, habrás comprobado lo engorroso del proceso. Largas esperas, multitud de documentos, visitas a la sucursal…

Frente a ello, los empréstitos urgentes son, como su propio nombre indica, productos de rápida solicitud, gestión y concesión. Clara prueba es que, de media, el tiempo que tarda en estar disponible el dinero solicitado en la cuenta del solicitante desde el momento en el que se inicia el proceso será de un día.

De hecho, su ámbito será internet, y su solicitud y tramitación se realizará 100 % online. Esto ya te indica que podrás ahorrarte toda clase de visitas inútiles, esperas indeseadas y colas insufribles.

Asimismo, los requisitos solicitados para que el crédito urgente sea, efectivamente, concedido serán mínimos. Mientras que los bancos piden informes, documentos y fotocopias a montones, los empréstitos rápidos carecen de todo ese tipo de exigencias.

Sin ir más lejos, bastará con que seas mayor de edad (aunque, en ocasiones, se exige que cuentes con más de 21 años); residas en territorio español; tengas al menos una cuenta bancaria disponible de la que seas titular y tengas DNI en vigor. Sí, por mucho que te sorprenda, tan solo te exigirán esos requisitos, ni uno más.

Olvídate de tener que presentar un informe de vida laboral, nóminas de los últimos meses o pruebas de solvencia. Olvídate de tener que entregar bienes en hipoteca o prenda. Olvídate de tener que convencer a alguien para que firme un aval que garantice la devolución final del préstamo. Olvídate de todo ello con los créditos urgentes.

Compatibilidad con ASNEF

Además de la agilidad en su concesión, los préstamos especiales de los que te hablamos cuentan con otra ventaja que los hace incomparables con los créditos clásicos: su compatibilidad con ASNEF.

Como probablemente ya sepas, ASNEF es el más conocido y grande fichero de morosos existente en España. Como tal, se constituye como una lista en la que se incluyen los datos personales de todo aquel ciudadano que, por la razón que sea, ha tenido alguna vez una deuda pendiente.

Así, bastaría con haber dejado impagada una factura de suministros en cierta ocasión, haberse pasado el plazo de pago de una factura telefónica o no haber satisfecho una sola cuota de la hipoteca para ser incluido en este fichero.

Su finalidad principal es la de servir como forma de valoración, por parte de las entidades bancarias y financieras, de la solvencia de una determinada persona. De esta manera, es común que los bancos acudan habitualmente a estos ficheros para consultar su contenido y conocer los nombres de aquellos que, según sus criterios, tendrían probabilidades de no devolver completamente un préstamo.

Precisamente por todo ello, suele ser un requisito habitual exigido por los bancos el de no estar incluido en esta clase de listados. En caso contrario, una hipotética solicitud de préstamo se vería automáticamente rechazada, sin entrar a valorar las verdaderas causas que hicieron que tu nombre pasase a recogerse en ASNEF.

Pues bien, frente a esta realidad, los préstamos con ASNEF vienen a situarse como una clara alternativa. Siguiendo la idea ya comentada de que son productos de solicitud ágil, este tipo de empréstitos carecen requisitos relacionados con ASNEF.

Las entidades concedentes de préstamos rápidos jamás entran a consultar los ficheros de morosidad, por lo que no valorarán la presencia o no de tu nombre en ellos. Evidentemente, esta es una ventaja inconmensurable, pues te libra de los quebraderos de cabeza que supone intentar convencer a un banco (siempre sin éxito) de que estar incluido en ASNEF no conlleva automáticamente que no pagarás las deudas que contraigas con ellos.

En definitiva, ¿son los créditos inmediatos con ASNEF una solución efectiva a la cuesta de septiembre?

Pese a todo lo dicho, todavía puede quedarte la duda de si, en realidad, esta clase de préstamos suponen o no una solución verdadera a los gastos de la cuesta de septiembre.

Bien, es hora de repasar lo comentado hasta aquí: en primer lugar, es una realidad que la llegada de septiembre exige hacer frente a multitud de gastos que, por mucho que se intenten reducir, seguirán existiendo.

En segundo lugar, es una realidad que dichos gastos han de afrontarse inmediatamente después del verano, periodo en el que se realiza un desembolso especialmente grande de dinero, menguando los ahorros familiares.

En tercer lugar, es real que el proceso de petición y concesión de empréstitos clásicos es largo y tedioso, por lo que no suponen una solución efectiva y rápida para este tipo de necesidades, en las que ha de disponerse del dinero solicitado con gran urgencia.

En cuarto y último lugar, es totalmente cierto que los créditos con ASNEF inmediatos no exigen requisitos de difícil cumplimiento, más allá de ser mayor de edad y contar con Documento Nacional de Identidad en vigor.

Además, no puedes dejar de saber que estos préstamos especiales suelen llamarse también «microcréditos», precisamente porque las cantidades sobre las que suelen tratar son reducidas (en torno a un máximo de 800 euros), lo que los hace especialmente interesantes al hablar de gastos de la clase de los de la cuesta de septiembre.

Del mismo modo, los plazos de devolución son cortos, por lo que no deberás cargar con la deuda demasiado tiempo. En todo caso, la flexibilidad será la bandera propia de estos contratos, de manera que podrás escoger el plazo y medio de devolución que mejor se adapte a tu situación. Esto, sin ninguna duda, garantizará tu plena satisfacción.

En conclusión, los creditos ASNEF urgentes serán una solución clara y efectiva para superar los escollos de la cuesta de septiembre. Te permitirán enfrentar los gastos propios de esta época, y todo ello pudiendo aprovecharte de todas sus características ventajosas. En todo caso, te recomendamos que acudas a nosotros que, como mediadores expertos y profesionales en la materia, sabremos encontrar la solución perfecta para tu situación.

Dirígete a nuestro blog sobre finanzas personales para obtener más información.

Aquí hay algunos artículos relacionados que te podrían interesar:
¿Conoces los prestamos rapidos? Te informamos sobre sus características más relevantes
¿En qué consisten los créditos rápidos y cómo solicitarlos?
Todo lo que necesitas saber sobre creditos rapidos con ASNEF
Solicita ya el tipo de préstamo online que te interesa