Dinero rápido al instante

Te ayudamos a buscar la solución más adaptada a tus necesidades
Todo lo que necesitas saber sobre la Cuenta Blue BBVA
21 Abr 2018

Todo lo que necesitas saber sobre la Cuenta Blue BBVA

La cuenta Blue BBVA es un producto pensado para jóvenes que desean realizar sus operaciones diarias sin tener que preocuparse por pagar comisiones. En este artículo explicamos en qué consiste, sus ventajas, inconvenientes y requisitos de contratación.

Cuenta Blue BBVA: características, ventajas e inconvenientes

La cuenta Blue BBVA es una cuenta que pueden contratar las personas menores de 30 años que busquen un producto libre de comisiones de administración, mantenimiento y transferencias en la zona SEPA. Por este motivo, es uno de los productos más demandados por los clientes del banco.

Hay entidades financieras que apuestan por la captación de clientes mediante depósitos a plazo fijo o cuentas a la vista con intereses. Si bien este producto del BBVA es menos pretencioso, es práctico porque los requisitos que exige son pocos. Por otra parte, al ser uno de los dos grandes bancos que operan en España, las opciones de trabajar con su infraestructura son varias, así como las de retirar efectivo en cualquiera de los 6000 cajeros que tiene la red en España.

Por lo tanto, elegir este producto es una buena opción si buscas una cuenta corriente operativa y priorizas esta cuestión sobre las demás.

​Ventajas

Cuando contrates este producto, ten en cuenta que está concebido para jóvenes que van a hacer un uso intensivo del mismo, tanto en domiciliaciones como en transferencias y retiradas de efectivo. Por lo tanto, le interesa a un público que quiera una cuenta corriente.

La primera ventaja de esta cuenta es que no se cobrarán comisiones por administración, mantenimiento ni por transferencias en la zona SEPA o retirada de efectivo. Este, probablemente, es el principal punto fuerte del producto, puesto que abre unas posibilidades de operatividad interesantes en las operaciones cotidianas.

En segundo lugar, hay que destacar que a través de la cuenta puedes acceder a una gran variedad de descuentos y devoluciones. Por ejemplo, cuando repostes gasolina. Tampoco cobrarán cuota de mantenimiento en tu tarjeta de débito. Por lo tanto, hay una serie de valores añadidos que te pueden interesar cuando contrates esta cuenta corriente.

Además, esta cuenta está plenamente adaptada a las exigencias de la banca electrónica y puedes realizar la mayor parte de las operaciones por esta vía con garantías de éxito. Podrás domiciliar recibos, dar de alta cuentas o sacar efectivo sin necesidad de la tarjeta de débito, por poner algunos ejemplos. Tanto para el cliente como para la empresa, este servicio está ganando en importancia.

Uno de los valores que tiene esta cuenta para los jóvenes es que ofrece la posibilidad de contar con una tarjeta de débito sin cargo, además de no exigir la contratación de determinados productos vinculados. De esta forma, podrás sacar efectivo en la red BBVA, que cuenta con más de 6000 puntos disponibles.

Finalmente, la cuenta Blue tiene la ventaja de no exigir domiciliar nóminas ni recibos, de manera que el cliente tendrá un amplio margen de maniobra para combinarla con otros productos si así lo desea. La flexibilidad es una de las características más importantes de esta cuenta corriente.

Inconvenientes

Si bien esta cuenta ofrece algunas ventajas, también hay inconvenientes que has de conocer para tomar una decisión racional y consciente cuando te plantees su contratación. No corres muchos riesgos de llevarte sorpresas desagradables, pero sí tienes que saber las limitaciones que tiene.

Antes de nada, piensa que esta cuenta corriente no ofrece intereses por tener el capital. Esto significa que solo te sirve para ingresar y tener un dinero que, a medio plazo, utilizarás para otros menesteres. Si buscas ahorrar, te recomendamos que optes por otro producto.

En segundo lugar, y aunque puedes contratar la cuenta a través de Internet o de una oficina física, piensa que no es posible la atención telefónica, por lo que queda vetada una de las posibilidades más comunes. En cualquier caso, sí te decimos que la mayoría de los trámites tendrás que realizarlos con banca electrónica.

Por otra parte, y aunque este soporte tiene una importancia relativa cada vez menor, tenemos que indicar que la cuenta Blue BBVA no incluye talonario de cheques ni libreta física. Esto se debe a que, desde el primer momento, es un producto concebido para operar mediante Internet y se limitan al mínimo las interacciones personales.

Finalmente, hay que indicar la propia limitación etaria de la cuenta, que la convierte en un producto del que solo pueden disfrutar los jóvenes mayores de edad. En caso de tener más de 30 años, has de buscar otras alternativas para conseguir condiciones parecidas.

Aunque existen estos inconvenientes, en justicia hay que señalar que apenas hay letra pequeña, en tanto en cuanto la información que se facilita es suficiente para tener una idea clara de si interesa la contratación de la cuenta.

Condiciones de contratación

Las condiciones de contratación de la cuenta Blue son bien claras. La persona ha de tener entre 18 y 29 años, no se exige ninguna otra condición ni ser cliente del BBVA. Eso sí, si tienes menos de 21 años no se te facilitará la tarjeta de débito asociada por defecto. En principio, podemos decir que esta es una de las cuentas que ofrece más facilidades y menos condiciones al potencial cliente para darse de alta y operar en el día a día.

Es importante indicar que, automáticamente, cuando la persona cumple 30 años la cuenta Blue se convierte en una cuenta online BBVA. Cuando esto sucede, para mantener las mismas condiciones se exigirá la domiciliación de una nómina. Esto supone que la mayoría de las personas de clase media podrán realizar la transición, si lo desean, sin mayores sobresaltos.

Conclusión

La cuenta Blue BBVA es uno de los productos más interesantes para el público joven que desea una cuenta para domiciliar nóminas, recibos, hacer transferencias o sacar efectivo sin preocuparse por las tan temidas comisiones. Consideramos que es una opción que puedes valorar si estás buscando la flexibilidad por encima de otras consideraciones. Es siempre muy aconsejable que busques información sobre este y otros productos financieros para que tomes decisiones conscientes y maduras.